Así nos lo pasamos en la #CataDeLaVaca del Restaurante Milongas

Comparte con nosotros!!

El pasado jueves 30 de Octubre los amigos del Restaurante Milongas nos invitaron a catar una vaca. Efectivamente, una vaca con todos sus avíos y complementos si hablamos de uno de los mejores restaurantes argentinos de Sevilla.

IMG_4561-1.JPG

La cata del Restaurante Milongas estaba acompañada por la maestría de los vinos sevillanos de Bodegas Salado. Grata sorpresa al encontrarme con un buen amigo del colegio y tuitero en estos temas. Un miembro del equipo de Tapean2: Álvaro Salmerón.

Empezamos con las presentaciones de la mano del organizador de este tipo de encuentros, CEO DeCopasPorSevilla: Urbano Fernández León.

Sería Fran León el que nos guiaría en todo el proceso. Es de justicia decir que la experiencia de la cata no hubiera sido la misma sin sus recomendaciones cuidadas y experiencia en el asunto. Gracias.

Empezamos la cata.

¿Carne con vino blanco?

Nos preguntaron a todos. Algunos más “especialistas” en materia de enología y catadores profesionales en este tipo de eventos ya sabían la respuesta.  Nos comentaba Fran que cada uno tiene sus sensaciones y que no debemos limitar al que tenemos al lado con un caldo determinado. Alquimia del sabor. Vamos a empezar la #CataDeLaVaca con un espumoso Sevillano de Umbrete con un sabor que nos sorprendió “muy mucho“.

El Primer caldo que sirven en la copa es el espumoso “Umbretum“. Con tres atmósferas de presión y uva autóctona de Sevilla, la garrido fino. Un vino que nos encantó para acompañar nuestras comidas favoritas. Al abrirla, Fran nos comenta que hay que evitar perder el carbónico “estos 9 meses en la botella generando el carbónico hay que respetarlo“. No lo tomamos en copa de flauta. La copa no es lo importante, lo importante es el contenido.

Un espumoso afrutado con levadura fina y suave y gran expresión expresión olfativa de nuestra tierra. La durabilidad en boca es genial. Compraré como dije antes para mis comidas de “amigüitos“.

IMG_4420

Detalle de #CatadelaVaca en Restaurante Milongas – Umbretum y Álvaro Salmerón al acecho.

Primera carne de #CataDeLaVaca – La Entraña

Una vez que hemos catado el espumoso, toca el turno de la gran protagonista: la vaca. Empezamos con la entraña. Una carne que proviene del diafragma del animal. Muy fibrosa, pero con muchísimo sabor. por lo menos es de mis favoritas, aunque en la mesa había diferentes gustos.

IMG_4426

Detalle de #CatadelaVaca en Restaurante Milongas – Entraña

IMG_4429

Detalle de #CatadelaVaca en Restaurante Milongas – Entraña

Seguimos la #CataDeLaVaca con el siguiente caldo de las Bodegas Salado. Una Manzanilla fina. Nos sorprenden con la “Fina Blanca Paloma“. Este caldo es dominante sobre el anterior, por lo que Fran nos comenta que no necesitamos cambiar de copa. Realizada con una uva Pedro Ximénez. Una manzanilla única realizada en Sevilla. En la nariz tiene aroma de flor con sus 15 grados de alcohol y un tono abarnizado con sensación salina. El paso por boca es muy fresco. Tostados y ahumados ¿por qué no tomar este tipo de vinos con carnes?.

IMG_4439

Detalle de #CatadelaVaca en Restaurante Milongas – Fina Blanca Paloma

Segunda carne de #CataDeLaVaca – Punta de picaña.

Un corte triangular de la pata trasera de la vaca. En Milongas cocinan la pieza entera, quemando la capa de grasa. Es un corte jugoso con un poco mas de grasa que el anterior. Un corte sabroso y muy cuidado. Merecería la pena sólo comer este corte tal como lo preparan en esta casa.

IMG_4446

Detalle de #CatadelaVaca en Restaurante Milongas – Punta de Picaña

IMG_4452

Detalle de #CatadelaVaca en Restaurante Milongas – Punta de Picaña

Fran nos presenta el siguiente caldo. Estamos tomando el caldo anterior sin flor. Un caldo con crianza oxidativa. El Tio Pedro con sus 15 grados en nariz tiene toques de barniz, un leve sabor a caramelo, ahumados e incluso puede llegar al paladar con un cierto sabor a whisky. Un oloroso muy fresco y joven. El Tio Pedro es muy bueno para iniciarse en este tipo de vinos.

Anécdota: Su nombre viene de la propia familia. El tio Pedro era aficionado al solera y cuando iban al Rocío siempre lo tomaban. Por eso le pusieron el nombre en homenaje al tío de la familia.

IMG_4463

Detalle de #CatadelaVaca en Restaurante Milongas – Tío Pedro

IMG_4464

Detalle de #CatadelaVaca en Restaurante Milongas – Tío Pedro en copa

Tercera carne de #CataDeLaVaca – Lomo bajo.

A partir de la décimo tercera costilla, en España se habla de “lomo bajo”. Una carne muy tierna, pero para mí no tan sabrosa como otras que tienen en carta. Una buena preparación de hasta 5 puntos nos presumen los compañeros del restaurante Milongas. Muy controlado cada uno de los tiempos en cada corte que ofrecen. Así da gusto pedir.

IMG_4473

Detalle de #CatadelaVaca en Restaurante Milongas – Lomo Bajo

El cuarto vino nos traslada una pregunta. ¿A que sabe y huele nuestra tierra?.

Nos presentan Turdetano, guiño a la ciudad de Tartesoss en el 500 ac . Sevilla tiene más de 3000 años haciendo vinos en el Aljarafe. Este vino con  9 meses en roble francés y dos meses en botella hace pensemos que estamos probando una parte de la esencia sevillana. Si un vino no te dice nada, cámbialo. El vino tiene que decirte cosas y evocarte emociones. Se presenta en copa con color rubí. Destacan sabores como frutas rojas, cierto aroma a vainilla y un toque a regaliz.

IMG_4480

Detalle de #CatadelaVaca en Restaurante Milongas – Turdetano

Cuarta carne de #CataDeLaVaca – Lomo alto.

Nos encontramos con una carne muy jugosa y tierna. Parte de la  zona lumbar y torácica alta del animal, va desde el lomo alto hasta la cadera. Se puede cortar con hueso, como las populares chuletas o chuletones (como dirían mis amigos de San Sebastián) o  sin hueso, en cuyo caso recibe el nombre de Entrecot. Un corte de muerte, uno de mis preferidos y al que el Restaurante Milongas le pone todo su cariño y buen hacer al prepararlo. Una delicia para el paladar.

IMG_4482

Detalle de #CatadelaVaca en Restaurante Milongas – Lomo Alto

La cata termina, pero antes habían pedido una foto original para ganar una visita a la bodega con tus amigos. Nosotros participamos y el jurado falló con esta foto en la que nos colamos en la cocina del Restaurante Milongas y sin pudor nos pusimos hasta el delantal. Fue una alegría saber que el regalo se extendía al resto de comensales y compañeros que estuvimos ese día pasando un buen rato.

IMG_4478

Detalle de #CatadelaVaca en Restaurante Milongas – @BenitezRafa haciendo de cocinero en las brasas

Así que nos vemos en la #CataDeSalado en muy breve espacio de tiempo.

Agradecer a la organización, compañeros, Restaurante Milongas y Bodegas Salado por el día tan bueno que pasamos. Todo excelente amigos.

Hasta la próxima.

PD. Así estábamos cuando nos comentaron todo lo que nos quedaba por delante nada más llegar.

IMG_4437

Detalle de #CatadelaVaca en Restaurante Milongas – Disfrutando de #CatadelaVaca

Rafael Benítez Moreno

Ahora comiendo con la Familia + Amigos +100% Sonreír e Inquieto Digital. Pragmático, Serotonina y Dopamina. (A)normal en distancias cortas. Innovación at @sngular Profe Universitario en @EusaCampus y Director Académico @EncamaraSevilla. Saco tiempo para comer bien ;)

4 Respuestas

  1. Muy buena reseña, me hace evocar, otra vez, aquel acontecimiento. Hacéis unas descripciones muy cuidadas y unas fotos espectaculares. La foto ganadora es bien merecida, ese punto de osadía es imprescindible para saborear el mundo.
    Hasta la próxima.

  2. Fabulosa reseña, felicidades. Iré echándole un ojo a tu bitácora con mucha frecuencia.

    Un saludo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *